Provinciales
Tendencia

Qué reveló la autopsia del soldado que murió en Corrientes

El subteniente de 22 años falleció tras una celebración de “iniciación” y la familia afirma que recibió “malos tratos”. 

La trágica muerte de Matías Ezequiel Chirino de 22 años, el joven subteniente cordobés del Ejército Argentino hallado sin vida tras participar de una fiesta de iniciación en un cuartel de Paso de los Libres, aún es un enigma. Más allá de los estudios preliminares de la autopsia que revelaron que el deceso fue por broncoaspiración por alimentos.

La historia puede deberse a dos causas: un delito o una falta interna que puede ser investigada por un tribunal militar.

El papá de la víctima, Exequiel Chirino, detalló que la noche del festejo “le hicieron tomar alcohol y lo obligaron a tirarse a la pileta… y se ahogó”.

Hasta ahora se desconoce por qué terminó acostado en su cama completamente inconsciente en la mañana del domingo 19 de junio, en su habitación del Grupo de Artillería Nº 3 de Paso de los Libres. Un significativo avance en el expediente reveló ayer que Chirino murió ahogado con su propio vómito. Técnicamente, falleció por una “broncoaspiración por alimentos”, indicó Infobae. De acuerdo con lo que se estableció, la víctima ingirió una gran cantidad de alcohol y comida durante el festejo, al que se le conoce también como “bautismo”. Se supo que el sábado por la noche se hizo la clásica fiesta, en la que se recibe a aquellos militares que consiguieron su “destino” después de haberse graduado en la Academia Militar.

Chirino, un joven oriundo de la ciudad de Río Cuarto, había egresado del Colegio Militar de El Palomar después de estudiar durante 4 años. Había sido trasladado hace unos pocos días al Grupo de Artillería Nº 3 de Paso de los Libres, en Corrientes, para completar su instrucción como oficial de la fuerza. 

De acuerdo con lo que trascendió, durante la celebración en el regimiento se consumió gran cantidad de alcohol: cerveza, vino, fernet, entre otras bebidas, aunque no se dieron detalles sobre en qué consistieron las “prácticas de bautismo” a las que fueron sometidos los nuevos integrantes del Grupo de Artillería.

La fiesta finalizó apenas media hora después de la medianoche, cuando todos los participantes se retiraron a sus habitaciones. De hecho, algunos testigos comentaron que el subteniente fallecido era uno de los “más lúcidos”. “A priori parece que se sintió mal y se broncoaspiró”, explicaron las fuentes.

Familia

El padre del joven se mostró muy dolido por los hechos: “A las 8 de la mañana, me llama el encargado, me pregunta si habla con el papá de Matias Chirino y me dice ‘venga a buscarlo porque está muerto’. Me agarró un ataque de nervios, tiré el celular. Luego, cuando hablo de nuevo, le pregunté qué pasó», indicó a Radio Dos.

Añadió que “salí del hotel, fui hasta el destacamento, y luego al hospital. Allí encontré a mi hijo con la camisa rota, desnudo y muerto, nadie me dio explicaciones de qué pasó, por qué, después tuve que hacer la denuncia en Gendarmería».

Sostuvo que “hablé con un general y me dijo que iba a hacer todo lo posible para que se aclare lo que pasó con mi hijo”, a lo que añadió que “mi hijo se fue con toda la esperanza, tenía proyectos, y me lo devuelven muerto”, dijo Chirino y agregó: “Su muerte fue por abuso de autoridad, no sé qué hacer, estamos destruidos todos en la familia”.

El hombre remarcó que “esas personas tienen que ir presos, abusaron de su autoridad. Mataron a un chico de 22 años. Todo el esfuerzo que hizo en estos 5 años lo destruyeron en una noche, le exigieron que tome y así terminó, ellos me lo mataron, no fue un accidente”, enfatizó.

Fuente: El Litoral

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba